LOS BANCOS NOS DESBANCAN

Aun puedo recordar la época en que el hombre guardaba el dinero debajo del colchón…y el trabajo que debió de costar convencernos de que era mas seguro darle el dinero a un señor que estaba sentado en una ventanilla.
Nacían los bancos.
Al principio nos daban dinero por guardar ahí nuestra nomina, si queríamos, porque las empresas pagaban con dinero en mano.
Más tarde nos convencieron de que podíamos domiciliar los recibos de la luz y el teléfono, no solo nos ahorraba tiempo sino que era más cómodo.
Después vino esa tarjetita que “en una boca metálica” nos hacia mil operaciones, ya no importaba el horario del banco.
Todo hecho para la comodidad y bienestar del usuario.
Pero llegaron los “Marios Condes”, generación del 68 (volvemos a recordar a los hippies) y ¿Qué es lo que sucede ahora?
Si queremos que nuestra empresa nos pague en metálico, no puede ser, es obligatorio que sea por domiciliación bancaria, o en su defecto por un cheque.
Si nos pagan por domiciliación bancaria, tenemos obligación de abrir una cuenta en un banco, (nos cobran gastos de mantenimiento) si vamos a cobrar nuestro cheque (nos cobran una comisión)
Si domiciliamos recibos, nos cobran
Si hacemos una transferencia nos cobran gastos de comisión
Si utilizamos la tarjeta de crédito para gastar nuestro dinero, nos cobran gastos de mantenimiento.
Si pedimos un crédito, nos cobran interés por el crédito, de ese mismo crédito ya nos quitan unos gastos por solicitarlo, ósea que hay que pedir mas de lo que necesitas, para pagar algo que no quieres pagar y que no sabes porque pagas.
Si te toca una lotería y pagas el crédito antes de lo que habías pensado, también te cobran por pagar demasiado pronto, le llaman gastos de cancelación.
Y digo yo ¿y es que no vamos a hacer nada?
Bueno, ya se que algunos hippies…han cambiado de idea, han crecido y les ha entrado una amnesia de su juventud increíble, ¿pero y los demás?
¿Qué tal si a partir de hoy el día 20 de cada mes, no gastamos ni un eurito de la cuenta, no pagamos con tarjeta, no echamos gasolina?
A lo mejor, ayudamos a que bajen las hipotecas que se nos avecinan….

2 comentarios:

enrique gallud jardiel dijo...

Creo que es más rápido prenderle fuego a los bancos.

julio dijo...

Yo soy mi Banco, empecé con un euro.
Ahora me codeo con los 'botines' y con quien sea...

Quiero decir que sigo a ras del suelo, pero teniendo un Banco, tengo un buen asiento, y no precisamente para el dinero...

¡Ah, y felicidades por el 'pograma'! Perdón, por la bitácora (en qué estaría yo pensando)